Traditions

Como viajeros, a veces buscamos algo más que una rápida escapada para alejarnos de lo conocido

Siempre hay preguntas. Preguntas que van mucho más allá de nuestro egoísta deseo de escapar de la monotonía de casa. Fue Henry James quien dijo que hace falta una cantidad interminable de historia incluso para crear una pequeña tradición, y tal vez sea ahí donde reside nuestra respuesta. Comprendiendo y formando parte de las tradiciones de un lugar, ya tendremos la llave de la puerta de entrada. Así que adelante, ábrela y explora.


header-halloween

Historia de Halloween

Para comprender el origen de lo que hoy llamamos Halloween (All Hallows Eve, la noche antes del All Hallows’ Day), hay que volver la vista atrás hacia las costumbres populares de los países que hablaban las lenguas célticas antes incluso de la llegada del Cristianismo. Samhain (sah-win) era un festival que señalaba el final de la temporada de cosecha, el comienzo del invierno y el cambio universal a la «mitad oscura» del año, donde los límites entre este mundo y otro se estrechaban y los espíritus eran libres de venir y aparecerse sin que nada se lo impidiera: totalmente distinto a la combinación del disfraz de Batman y de la bandeja de chupitos de Jägermeister de hoy en día.

Fue una época de gran temor. Las ofrendas, las hogueras y los disparatados rituales de todo tipo que tenían como objetivo aplacar a los espíritus enfurecidos son un gran testimonio de ello. Uno de dichos rituales consistía en disfrazarse: la tradición mandaba ir de casa en casa recitando versos paganos, personificando a los antiguos espíritus con un disfraz y pidiendo comida. Sólo entonces podían estar protegidos de ellos.

A pesar de que estas tradiciones fueron en un principio apartadas por los puritanos de Nueva Inglaterra, la inmigración masiva a Estados Unidos procedente de Irlanda y de Escocia contribuyó a que Halloween fuera convirtiéndose poco a poco en una fiesta celebrada por los estadounidenses de todos los contextos raciales, sociales y religiosos. Los antiguos disfraces sobrenaturales no tardaron en ser sustituidos por los de famosos, dibujos animados y prácticamente cualquier personaje de ficción. Los antiguos alimentos fueron reemplazados por dulces. Al final, este ritual pagano que en su origen no era muy grande ha alcanzado fama mundial.

halloween-ny

Datos curiosos

Y aquí estamos hoy en día: con infografías que analizan cuáles son los disfraces de Halloween con los hashtag más populares en cada estado, está claro que Estados Unidos se ha vuelto loco por Halloween. Los gastos de consumo alcanzan los ocho mil millones al año y cada persona gasta de media alrededor de 93$ en las fiestas de Halloween, incluyendo el disfraz, los dulces y la decoración. Hoy en día es la segunda fiesta comercial más grande de Estados Unidos después de Navidad.

Que los estadounidenses se gasten miles de millones en una fiesta que hoy por hoy no tiene ningún significado no es de extrañar, pero Halloween ha moldeado el propio país hasta un punto que resulta bastante sorprendente si uno cree en las historias. Se dice que los fabricantes de dulces fueron, entre otros, algunos de los que más presión ejercieron para que el cambio horario de invierno se pospusiera hasta noviembre, de modo que los niños pudieran tener una hora más para pedir dulces mientras jugaban a truco o trato.

halloween-costume

La tradición de pedir dulces de puerta en puerta existe en Estados Unidos al menos desde los años veinte, muy a pesar de los padres preocupados que siempre han convivido con las historias de terror de dulces que esconden hojas de cuchillas o que están envenenados. ¿Cuáles son las buenas noticias? Que en los dos casos registrados en Estados Unidos de intoxicación por dulces de Halloween, ambos estaban vinculados a los familiares: en uno de ellos, un niño consumió por accidente heroína que pertenecía su tío y el otro caso se trató de un padre que intentaba cobrar un seguro de vida. Con 41 millones de niños de entre cinco y catorce años que llevan jugando a truco o trato desde hace casi cien años, se puede decir que Halloween es una fiesta segura, así que ¿por qué no salir a disfrutarla por ti mismo?

Hacer turismo por Halloween es una excusa tan buena como cualquier otra para viajar al extranjero y si estás en Estados Unidos a finales de octubre, hay unos cuantos sitios que no querrás perderte para vivir en primera fila toda la locura.

Destinos


Nueva York
Empezaremos con un peso pesado, una ciudad que probablemente visitarás de todas formas. La lista de fiestas de Halloween que se celebran aquí es larga, pero será difícil encontrar un espectáculo mayor que el Village Halloween Parade de Nueva York. No sólo es el mayor desfile de Halloween del mundo, sino que se dice que tiene un ambiente al estilo Mardi Gras gracias a su actitud distendida. Una marea casi infinita de 50.000 participantes, marionetas, carrozas y complicadas representaciones entretienen a millones de personas. Tal y como afirma USA Today: «prepárate para quedarte con la boca abierta». También se celebra Halloween en el cementerio de Green-Wood, donde podrás unirte a un tour organizado para recorrer el cementerio más grande de Nueva York, que acoge a más de 500.000 espíritus inquietos: las historias de cómo murieron algunos de sus habitantes que se encuentran bajo tus propios pies son tan espeluznantes como parecen. Para poder disfrutar de una actividad más familiar con paseos en carro, talla de calabazas y un encantador desfile con disfraces de niños, se puede asistir al Bronx Zoo’s Boo en el zoo.

Nueva Orleans
 La ciudad más llamativa, contraria a las normas y amiga de los disfraces es el lugar perfecto para las fiestas de Halloween. Además, con temperaturas de 20ºC hasta bien entrado el mes de noviembre, tu corto disfraz inspirado en Los vigilantes de la playa aguantará bien durante la noche. Ver a la gente e ir de fiesta a Frenchman Street, una calle llena de bares, es un buen comienzo, pero asegúrate de no perderte uno de los grandes eventos. El Endless Night Vampire Ball es una fiesta de máscaras veneciana con una corte de vampiros y con un toque de cabaret burlesque y una pizca de rock and roll. Los disfraces son espectaculares. Muchos medios han afirmado que este es el mejor evento de Halloween del mundo. Cabe destacar especialmente el desfile anual de Halloween Jim Monaghan, el tour de los fantasmas de Crescent City, cualquiera de las muchas casas encantadas que hay en el centro de la ciudad y la tradicional función de medianoche The Rocky Horror Picture Show.

Otros destinos
Si buscas una fiesta de Halloween con un sabor mucho más latino, ve a Houston, Texas. Las tradicionales celebraciones del Día de los Muertos con sus altares para las ofrendas y los espectáculos con calaveras harán que te sientas más en México que en Estados Unidos. En West Hollywood encontrarás la que autodenominan «la mayor fiesta callejera de Halloween» en el carnaval de Halloween de West Hollywood. Hay un montón de actuaciones musicales para multitudes desinhibidas mientras que los bares del bulevar de Santa Mónica abren sus patios y ofrecen bebidas especiales.

Consejos

El viaje de Halloween empieza incluso antes de que salgas de casa. A medida que llegan las estaciones más frías, el tiempo puede ser muy variable en algunos lugares. ¿Sabías que el momento en el que de media la velocidad del viento es más alta en Nueva York es el 31 de octubre? También es el día más seco del año, con una humedad relativa del 62%. No somos meteorólogos, pero llevar una cazadora es una apuesta segura. Por otra parte, la temperatura media de Hollywood es de 28ºC. ¿Bañador? Compruébalo. Asegurarte de consultar una página web del tiempo y comprender las peculiaridades del lugar antes de ir. Puede ahorrarte muchos problemas más adelante, especialmente si te mueres de ganas por mostrarle al mundo tu disfraz que se adapta a las condiciones climáticas.

Hablando de disfraces, si estás buscando uno, lo normal sería mirar en algunas estupendas tiendecitas cuando llegues. En primer lugar, la idea de una preciosa tienda de barrio especializada en disfraces no es muy realista. Los estadounidenses van en masa a las cadenas nacionales como Walmart para hacer sus compras y tú no serás la excepción.

Comprar online te ofrece una selección ilimitada de disfraces (haciendo que tu idea de un disfraz de zombie-Superman-Donald Trump sea factible) que hará que tu personaje sea mucho más memorable. Sin duda alguna, también los precios son más bajos. ¿Y quién quiere malgastar el valioso tiempo para celebrar Halloween en buscar disfraces? Nadie. Compra tu disfraz online y ahorrarás tiempo y dinero.

halloween-usa

Cuándo ir

Te desvelamos cuál es la mejor época para visitar Nueva York. ¡Toma nota y comienza a preparar tu viaje!

 ny1 ny2

Te han entrado ganas de viajar?

Descubre las mejores ofertas para visitar Nueva York, en Estados Unidos

Buscar Vuelos


header-lantern_es

Historia del Festival de las Linternas

Probablemente hayas oído hablar de esta antigua tradición china o hayas visto alguna foto de ella en las redes sociales, pero el problema de las fotos es que dan poca información sobre uno de los mayores festivales del mundo.

Celebrar el decimoquinto día del primer mes del calendario lunisolar, ha terminado convirtiéndose en el final de las fiestas del Año Nuevo chino y en el equivalente chino del Día de San Valentín, todo en uno.

Hay una lista de historias tan larga como la Muralla China sobre el origen del Festival de los Faroles Chinos. La más asentada es que surgió para celebrar la menguante oscuridad del invierno y por tanto, la posibilidad de que los habitantes pudieran pasar más tiempo en la calle de noche. Sin embargo, basta con un rápido vistazo para ver que el festival ha tenído un significado diferente a través de las distintas dinastías, personajes históricos y confesiones religiosas:

El primer emperador de China. El emperador Qin Shi Huang ordenaba celebrar magníficas ceremonias para aplacar al dios del cielo Taiyi, que contaba con dieciséis dragones para lanzar sequías, tormentas, hambrunas y plagas a la humanidad.

El taoísmo. El cumpleaños del dios taoísta Tianguan tiene lugar en el decimoquinto día del primer mes lunar y se dice que las celebraciones se organizaban para entretenerlo y para atraer a la buena suerte.

El budismo. Tras descubrir que los monjes encendían faroles para honrar a Buda, un emperador de la dinastía Han ordenó que se hiciera lo mismo.

Los antiguos guerreros. El guerrero rebelde Lan Moon dio un golpe de estado contra un rey tirano y murió después de haber conseguido atacar la ciudad. El festival fue conmemorando su honor.

¡Imagínate! Todas estas historias han dado a lugar al actual Festival de los Faroles Chinos, durante el cual la gente cuelga faroles en el exterior de sus casas, pasean por las calles buscando el amor en noches sin toque de queda, comen sin pausa, resuelven rompecabezas y tienen unas interminables reuniones familiares.

lanterne1

Datos curiosos

Es extraño pensar que este festival de faroles de dos mil años de antigüedad casi deja de celebrarse a mediados del siglo pasado. Si no hubiera sido por el alumnado y su dedicación casi religiosa a esta fiesta, prácticamente habría desaparecido. Sin embargo, hoy en día este festival no sólo ha cobrado fuerza en China, sino que se ha extendido por todo el mundo y lugares como Japón, Corea, Hawái e incluso Nueva Zelanda lo celebran.

En China, los tipos de faroles (fijos, portátiles, flotantes o voladores) normalmente varían entre regiones, pero lo que se considera normal es un farol rojo y ovalado con borlas rojas o doradas. El color rojo es símbolo de alegría y vitalidad y tradicionalmente se asociaba con el anuncio de una boda o de un nacimiento. ¿El origen simbólico del color blanco? La muerte, por extraño que parezca.

beijing

Los fabricantes de faroles normalmente escriben acertijos en trozos pequeños de papel y los atan a los faroles para que el festival sea más animado y entretenido. Un ejemplo que puede traducirse bien al español es: ¿Qué es más rápido, el frío o el calor? Ponte a pensar en ello. La respuesta te estará esperando unas líneas más abajo.

El aprecio por los faroles siempre ha sido una buena forma de empezar una conversación para los miembros del sexo opuesto y por ese motivo el festival de faroles es un periodo de emparejamiento en la cultura china. En Hong Kong, Malasia y Taiwán se ha comercializado como el Día de San Valentín chino.

Una parte esencial de cualquier festival de faroles que se precie es el yuanxiao, una bola de harina de arroz pegajosa y rellena de azúcar, pétalos de rosa, sésamo, pasta de judía y otros ingredientes que se hierve, se fríe o se cocina al vapor. Por lo normal las familias disfrutan de estas delicias por la noche mientras contemplan la luna llena. La forma redonda de esta comida simboliza la unión, la armonía y la felicidad.

Vale, ¿ya has pensado en la respuesta al acertijo? La respuesta: el calor es más rápido. Puedes coger frío.

Destinos


Pekín
Naturalmente, los turistas acuden en masa a las ciudades principales, y en Beijing no echarás en falta los entretenimientos relacionados con los faroles, ya que la famosa calle peatonal Qianmen Street se viste para la ocasión. El festival de los faroles que tiene lugar allí dura tres días, cuenta con más de mil faroles y destaca por la ceremonia de encendido del último día. Aquí también encontrarás algunos de los acertijos más interesantes, bailes de leones y dragones, la ópera tradicional china, acróbatas, vendedores ambulantes y mucho más. ¡Asegúrate de tocar los clavos de la puerta de la Ciudad Prohibida para tener buena suerte!

Shanghái
Más al sur, en Shanghái, encontrarás una de las mayores celebraciones del festival de los faroles. Tras un año durante el cual se cancelaron todas las fiestas a raíz de una estampida el día de Año Nuevo que mató a 36 personas en el año 2015 ―la ciudad ahora afirma ser más segura que nunca―, las fiestas han vuelto. El jardín Yuyuan, famoso ya por los establecimientos donde se venden dumplings y té verde, es el pulmón de Shanghái con sus 5,3 hectáreas y en él se celebra el que probablemente sea el espectáculo de faroles más impresionante del país. 50 muestras diferentes y una pieza central tradicional basada en el animal del año correspondiente sorprenden a las masas de más de un millón de visitantes. Quienes busquen menos afluencia de gente pueden visitar el Expo Park o el jardín Guyi.

Nanjing
El Festival de Faroles de Qinhuai en Nanjing es clasificado continuamente como el más bonito, ya que tiene lugar al lado del río y cuenta con una atmósfera de cuento junto al templo de Confucio. Aquí la creatividad se lleva hasta un nivel completamente nuevo, puesto que los habitantes crean animales, flores, casas y hasta escenas históricas a escala real que se iluminan como faroles. Los habitantes desfilan con alegría llevando estas creaciones por las calles y su intento de presumir les viene de maravilla a los espectadores.

Consejos

Es algo natural. Lo primero que querrás hacer en un festival de faroles es sacar la cámara o el teléfono y empezar a sacar fotos. Con tanta belleza que captar en tan poco tiempo, tendrás que estar preparado. La fotografía nocturna requiere por lo normal aperturas pequeñas y exposiciones largas. Para los faroles que no se muevan, encontrarás la mejor exposición llenando el encuadre con el propio farol. Juega con la configuración de la apertura según la composición, pero asegúrate de mantener la exposición más o menos a 1/60. Para faroles en movimiento se recomienda una exposición 1/100 y una apertura ligeramente mayor. ¡O juega con los ajustes de la cámara de tu móvil y reza por que salgan bien!

Recuerda que el Festival de los Faroles Chinos no es igual que la mayoría de las fiestas, que tienen lugar en una fecha fija. En el calendario gregoriano normalmente coincide con febrero o marzo. Con un calendario lunisolar, todo depende de las fases lunares y de si el año es tropical o no. No necesitarás un título en astronomía para descifrarlo, aunque lo parezca. Google es tu amigo. Comprueba la fecha un par de veces antes de ir. Un apunte rápido: en 2017 el festival de los faroles cae el 11 de febrero.

Una cosa con la que tendrás que tener cuidado es con la hora. China es un país con mil trescientos millones de habitantes (más de 27 veces más que España) y las multitudes tienden a aumentar. Las autoridades de las ciudades están siendo mucho más precavidas a raíz de las estampidas recientes, incluida la de Shanghái, y aunque puede que las fiestas no estén prohibidas, la policía a menudo establece límites con respecto a los visitantes. Si llegas temprano al festival de faroles te asegurarás de evitar las mayores muchedumbres y no correrás el riesgo de que te prohíban la entrada.

lanterne2

Cuándo ir

Te desvelamos cuál es la mejor época para visitar Pekín. ¡Toma nota y comienza a preparar tu viaje!

pekin1 pekin2

¿Te han entado ganas de viajar?

Descubre las mejores ofertas para volar a Pekín, en China

Buscar Vuelos


header-venice

La historia del Carnival del Venecia

Al igual que la mayoría de las fiestas antiguas, los orígenes del Carnaval de Venecia son inciertos. Las fuentes de información fiables sobre este tema contrastan como una ornamentada máscara plateada que se cierne sobre los pútridos canales llenos de aguas residuales en la ciudad más famosa de Italia.

El Carnaval («despedida a la carne» en latín) se desarrolló al mismo tiempo que la festividad católica de la Cuaresma, un periodo de 40 días de triste reflexión y penitencia durante el cual no se toman huevos, lácteos, fruta ni carne. Conmemora los 40 días que Jesús pasó en ayunas en el desierto. Pero este periodo de celebración no habría arraigado en Venecia sin una buena y anticuada celebración de una victoria.

La Serenísima República de Venecia acababa de derrotar a Ulrico II (patriarca de Aquilea) en una atroz guerra en 1162 y los habitantes de Venecia querían una excusa para reunirse y bailar en la plaza de San Marco. Ulrico II, que había sido capturado, fue liberado con la condición de rendir tributo a Venecia con doce barras de pan, doce cerdos y un toro, creando así una tradición de sacrificar a los cerdos y al toro todos los años el Martes de Carnaval.

Su popularidad, al igual que la influencia de la ciudad-estado de Venecia, aumentó a lo largo de los años y Venecia no tardó en convertirse en un pasatiempo para los ricos durante el Carnaval. Surgieron un sinfín de teatros, cafeterías de lujo y tiendas de vino y se amasaban y gastaban fortunas de la noche a la mañana. Finalmente, las típicas máscaras venecianas con la nariz larga hicieron su aparición, logrando que fuera imposible diferenciar a la gente noble de las personas comunes.

shutterstock_123625909

Datos curiosos

El actual Carnaval de Venecia transcurre desde el duodécimo día de Cuaresma (en 2017 empieza el 1 de marzo) hasta el Martes de Carnaval. Más de tres millones de visitantes se dirigen cada año a Italia para estas fiestas, convirtiéndolo en uno de los mayores festivales del mundo.

El antiguo dicho «el espectáculo debe continuar» podría haberse originado aquí: se dice que tradicionalmente no se podía parar el Carnaval por ningún motivo, ni siquiera por la muerte de un dogo (dirigente de la República de Venecia). De hecho, cuando el dogo Paolo Renier falleció el 13 de febrero de 1789, la noticia se mantuvo en secreto y no se comunicó hasta que las fiestas terminaron el 2 de marzo.

La ya mencionada falta de distinción asociada a las máscaras venecianas del Carnaval se convirtió en el trampolín para algo mucho más siniestro. Durante el Carnaval, Venecia se convirtió en un paraíso para todo tipo de comportamientos lascivos, y los locales de apuestas y los burdeles pasaron a ser parte integral de la fiesta.

venice-carnival

El Carnaval casi desapareció en el siglo XVIII cuando Venecia fue conquistada por el rey de Austria, que prohibió la celebración de forma tajante. Aunque había empezado a resurgir, una prohibición similar fue implantada en los años treinta cuando Mussolini gobernaba en Italia. No fue hasta el año 1979 cuando la ciudad de Venecia se reunió para volver a dar comienzo a la fiesta.

La clásica película de Stanley Kubrick, Eyes Wide Shut, incluye de forma visible máscaras compradas en las tiendas venecianas Il Canovaccio y Ca’Macana. Y ya que hablamos de máscaras venecianas: en Venecia hay más tiendas de máscaras venecianas de Carnaval que carnicerías y fruterías.

Cada año tiene un tema diferente y algunos de los Carnavales de Venecia más recientes se han centrado en París, Nápoles, las culturas orientales, Casanova y Fellini, entre otros.

Tendencias


Desfile en el Canale di Cannaregio
Algo que a los turistas a menudo les pasa desapercibido y que es más conocido entre los locales son los desfiles inaugurales en el agua. Esta procesión de barcas decoradas que parece no tener fin recorre el Canale di Cannaregio y puede verse tanto de día como de noche.

Il Volo dell'Angelo
Si eres de los primeros turistas en llegar a Venecia, no te pierdas Il Volo dell’Angelo (El vuelo del ángel), que tiene lugar el primer domingo a mediodía en la plaza San Marco en el extremo superior del campanario. En este evento sobrecogedor, un acróbata salta desde el edificio de 99 metros de altura y aterriza justo en el centro de la plaza. No llegues más tarde de las 11 de la mañana si no quieres contemplarlo desde fuera.

Dulces típicos
Puede que sea Cuaresma, pero eso no significa que debas dejar de comer. Nadie te culpará por comer algunos de los famosos frittelle di Carnevale (buñuelos de Carnaval) de Venecia. Estos deliciosos dulces se pueden tomar solos o rellenos de chocolate, manzana o crema Marsala. Los puestos de comida y bebida que hay por toda la ciudad son una parada imprescindible. Puedes esperar probar algo delicioso prácticamente en cada esquina, especialmente la versión veneciana de las tapas que se sirven con polenta llamadas cicchetti.

Eventos gratuitos
Si vas a Venecia durante el Carnaval también encontrarás entretenimiento gratuito. Desde las dos del mediodía hay conciertos de música en directo, cómicos y desfiles por toda la ciudad ¡e incluso un circo! El centro de la acción es el Gran Teatro de San Marco. La tradicional ceremonia de clausura llamada «La Vogata del Silenzio» (la regata del silencio) es una espeluznante procesión de góndolas y barcas de remo que siguen a la trompeta solitaria y quejumbrosa del primer barco. Cuando llega a la Cuenca San Marcos, se sueltan cientos de globos luminosos.

Consejos

Has visto todas las fotos. Las elaboradas combinaciones de máscara y vestido sacadas directamente del Renacimiento italiano muestran una sofisticación inalcanzable para la mayoría de los turistas que viajan con un presupuesto ajustado o que acaban de salir del infierno de una aerolínea de bajo coste con una minúscula mochila de diez kilos. ¿Cómo demonios va a caber en tu mochila esa nariz puntiaguda?

La buena noticia es que no tienes que llevar nada. Los disfraces tradicionales pueden alquilarse por unos 50 euros al día por toda la ciudad. ¿Quieres noticias aún mejores? La mayoría de los italianos normales y corrientes no sienten la necesidad de dejarse llevar por tanto esplendor y los disfraces que llevan no tienen más clase que una fiesta de Halloween organizada en tu barrio. ¿Te quieres vestir de zombie-Donald Trump? ¡Adelante! Llévate tu viejo disfraz de Halloween para ahorrar dinero. Encajarás igualmente.

Tanto si hablamos de versiones más tradicionales o de las más modernas, una verdad universal, si es que las hay, es que los disfraces no tienen bolsillos. Al menos uno de los miembros de tu grupo debería comprar un bolso pequeño o una riñonera para guardar las cosas de valor. En el Carnaval de Venecia tendrás que abrigarte para protegerte del frío. Puede que Italia sea el jardín de Europa, pero ese jardín, especialmente en el norte, ¡suele congelarse en invierno! Se recomienda llevar pantalones gruesos y varias capas.

Una vez estés completamente ataviado, hay algo que probablemente debas saber: el Carnaval no es una buena época para hacer turismo. La mayoría de los tres millones de visitantes anuales están más interesados (en serio, de verdad) en sacar fotos a la gente que está de fiesta que a los monumentos. Si te has arreglado, prepárate para que te hagan fotos y no esperes ni por asomo ver a fondo nada de lo que Venecia tiene que ofrecer. Si quieres conocer la ciudad, hazlo por la mañana o visítala unos días antes o después de las fiestas.

venice-city

Cuándo ir

Te desvelamos cuál es la mejor época para visitar Venecia. ¡Toma nota y comienza a preparar tu viaje!

venice1 venice2

¿Te han entrado ganas de viajar?

Descubre las mejores ofertas para volar a Venecia, en Italia

Buscar Vuelos


header-pamplona

La Historia de los Sanfermines

Para comprender el origen de los Sanfermines, hay que remontarse al nacimiento de Fermín, hijo de un senador romano de la Pamplona del siglo III. Bautizado por Saturnino en el pozo de San Cernín y ordenado cura en Toulouse, se convirtió posteriormente en el primer obispo de Pamplona antes de ser martirizado, tal vez por decapitación o, como afirman los habitantes de Pamplona, siendo atado por las piernas a un toro y arrastrado hasta la muerte. El milagro que le concedió la santidad ocurrió cuando de su tumba surgió una rosa de olor dulce que hizo que el hielo y la nieve se derritieran, que los enfermos sanaran y que los árboles se inclinaran hacia su tumba.

La fiesta actual procede de la combinación de dos celebraciones. En primer lugar, procede de las ferias comerciales y seculares que se celebraban al comienzo del verano y donde había mercaderes de ganado, lo cual acabó dando lugar a las corridas de toros. En segundo lugar, de las ceremonias religiosas en honor a San Fermín. A pesar de que San Fermín se celebraba inicialmente el 10 de octubre, se decidió pasar la fiesta a julio para aprovechar el buen tiempo. A lo largo de los años, la semana del 7 de julio se convirtió en una época de torneos, teatros, bailes, fuegos artificiales y corridas de toros.

No fue hasta el siglo XVII cuando los encierros (y el excesivo consumo de alcohol y la desmedida presencia de extranjeros) asumieron un papel predominante en esta fiesta, algo que ocurrió como a causa de jóvenes presumidos que saltaban delante de los toros cuando eran transportados desde las zonas rurales hasta las plazas de toros. Después de que Hemingway describiera el festival en su legendaria novela Fiesta, los Sanfermines se convirtieron en una visita obligada a nivel internacional.

bull

Datos curiosos

Hemos recorrido un largo camino desde el comercio de ganado y los milagros de los santos de la Edad Media hasta las masas de turistas que se ahogan en vino tinto barato y se aferran al hostal salvavidas de 75 euros la noche de hoy en día. Con respecto a las estadísticas, tu curiosidad malsana probablemente esté preguntándose exactamente cuántas personas han dado su último suspiro en la historia moderna de estas fiestas. La cifra es sorprendentemente baja: únicamente ha habido 15 muertes desde 1910 y sólo tres de ellas han ocurrido desde 1980. A pesar de que los locales presumen de su experiencia y critican la estupidez de los turistas, te alegrará saber que la probabilidad está de tu parte: el único turista extranjero que ha perdido la vida en los Sanfermines fue un ciudadano estadounidense en 1995.

Un dato poco conocido sobre los Sanfermines es que la finalidad de los tradicionales pañuelos rojos no es enfurecer al toro. Para los principiantes: el color no es de mucha importancia, ya que los toros no perciben los colores. Se dice que los tradicionales pantalones y camisas blancos y los pañuelos rojos tienen por misión honrar a San Fermín, ya que el blanco representa la santidad y el rojo, el martirio. Otra teoría es que el objetivo de los colores es honrar a los carniceros locales, que desempeñaban un papel destacado al comienzo de las fiestas.

sanfermin-city

Hoy en día, más de un millón de visitantes abarrotan las calles de Pamplona cada año para contemplar el tumulto. Por supuesto, muchos se sorprenderán al comprobar la decepción que es la carrera en realidad: la frenética carrera tiene lugar a lo largo de un diminuto recorrido de 875 metros y de media cada corredor sólo cubre un pequeño tramo, ya que corren entre 20 y 30 segundos. En total, el encierro completo termina en tres minutos.

Tendencias


El chupinazo
Si estás allí el primer día, dirígete a la plaza del ayuntamiento a las doce del mediodía para presenciar el «chupinazo», la ceremonia inaugural. Aquí da comienzo la fiesta, que dura un total de nueve días, con el lanzamiento de un cohete desde el ayuntamiento mientras un invitado de honor grita «¡Viva San Fermín! ¡Gora San Fermín!» y la muchedumbre responde «¡Viva!» y «¡Gora!» a la vez que descorchan cientos de botellas de champán y bañan a todo el que se encuentra a la vista. La explosión de fuegos artificiales es un espectáculo digno de contemplar si no te has quedado ciego después de que se lanzara el champán.

El encierro
 No es ningún secreto que el encierro de toros es más que una simple carrera. Los toros, sin que se suavice la cruel realidad que los espera, son guiados por las calles hasta la plaza de toros donde más tarde «participarán» en una tradicional corrida de toros española que no ganarán. Dejando la moral de lado, es indiscutible que no verás un espectáculo igual en ningún otro lugar del mundo. El 90% de las entradas ya están agotadas, pero si haces cola a las 9 de la tarde en la plaza de toros el día anterior, deberías poder conseguir alguna.

Gigantes y Cabezudos
Otra tradición de los Sanfermines es la Comparsa de los Gigantes y Cabezudos, un tipo de desfile que consta de gigantes de papel maché de entre cuatro y cinco metros de altura que bailan y representan a míticos reyes y reinas de Europa, África, América y Asia. La cabalgata está encabezada por los gaiteros de Pamplona, comienza cada mañana a las nueve y media en la estación de autobús y cada día sigue una ruta diferente. Consulta el periódico local para saber cuáles son las rutas.

Pobre de mí
Si sigues en Pamplona el 14 de julio y no estás totalmente destrozado, otro evento que merece la pena ver es la ceremonia de clausura, llamada «Pobre de mí». En la zona antigua de Pamplona, concretamente en la Plaza Consistorial, los locales cantan «pobre de mí, pobre de mí, que se han acabado las fiestas de San Fermín». Este momento ya de por sí lúgubre resulta aún más intenso porque los miles de asistentes sostienen velas en vasos de plástico mientras cantan.

Consejos

Comenzaremos con algunos consejos para los valientes. Si estás pensando en correr en el encierro, necesitarás toda la ayuda posible, ¿y qué mejor forma de hacerlo hoy en día que con una aplicación para el móvil? La app Bullrunning Trainer para iPhone presenta una simulación de la carrera según los datos que hayas introducido y calcula el riesgo que corres. Con respecto a las reglas de oro, el mejor consejo que recibirás (sorprendentemente) es que corras despacio, ya que las reacciones de los toros son provocadas principalmente por el movimiento. También podrías salvarte permaneciendo en posición fetal después de una caída: según se dice, la mayoría de las muertes ocurren cuando quien ha caído intenta levantarse, exponiéndose así a ser corneado.

¿Eres menos atrevido? Hay algo que debes saber cuando vayas a los Sanfermines: no verás mucho desde la calle. Hay decenas de miles de personas amontonadas detrás de las vallas en un minúsculo tramo de calle. Si quieres disfrutar de unas fantásticas vistas del encierro, tendrás que verlo desde el balcón de un apartamento: la oficina de turismo se ha molestado en hacer una lista de los pamploneses que alquilan sus balcones a los turistas que quieran ver el espectáculo. Te alegrarás de hacerlo, a pesar de que los precios no son precisamente económicos.

Encontrar alojamiento sin haber reservado con antelación es misión imposible. Verás a cientos de turistas «durmiendo» en las calles debido a la gran escasez de camas durante las fiestas. No seas uno de ellos. Por favor. Tendrás que reservar tu alojamiento con mucha antelación, especialmente si vas a ir a los Sanfermines durante el fin de semana.

sanfermin-2

Cuándo ir

Te desvelamos cuál es la mejor época para visitar Pamplona. ¡Toma nota y comienza a preparar tu viaje!

pamplona1 pamplona2

¿Te han entrado ganas de viajar?

Descubre las mejores ofertas para volar a Pamplona, en España

Buscar Vuelos