Roadtrip

Prepárate para una experiencia inolvidable, aquí tienes los mejores roadtrips del mundo

Ponerte al volante, bajar la ventanilla, subir la música y ¡lanzarte a la aventura! Todas estas emocionantes etapas, mezcladas con la adrenalina y las ganas de descubrir, son las que preceden a un road trip. Y es que, ¿hay algo que una más que un viaje en coche? Los paisajes y las experiencias vividas quedarán en vuestros corazones para siempre.

header-porto

Información sobre la ruta

Al escuchar las palabras "road trip" puede que a tu mente vengan paisajes californianos con puestas de sol en el mar y olas perfectas para hacer surf. Pues bien, no es necesario ir tan lejos para disfrutar de una ruta en coche épica con todos estos ingredientes y muchos más: buena comida, gente amable y sencilla y panorámicas junto al Atlántico que te robarán el corazón. ¡Efectivamente! Hablamos de Portugal.

Y es que el país vecino tiene muchas sorpresas escondidas para los viajeros, especialmente para aquellos que como tú prefieren viajar mirando a través de la ventanilla del coche.
Desde Oporto hasta Faro, este viaje en coche puede convertirse en una de las experiencias más bonitas de tu vida.

  • Punto de salida: Oporto
  • Punto de llegada: Faro
  • Duración: 15 días
  • Recorrido: 590 km

Para llegar a Oporto puedes o bien llegar en coche desde cualquier punto de España o reservar un vuelo. Algunas aerolíneas con vuelos directos a la ciudad portuguesa son: Ryanair, Air Europa o Tap Portugal. A la hora de emprender el camino de vuelta a España, puedes reservar un vuelo desde Faro.

porto

Paradas recomendadas


Oporto
La segunda ciudad más importante de Portugal es el punto de partida de este viaje. Pero antes de lanzaros a la carretera, ¿qué tal algo de turismo?
El mejor plan en Oporto es no tener plan. Callejear entre edificios cubiertos de azulejos de colores o pasear a la orilla del Douro (el Duero en España), ¡todo son propuestas geniales! Eso sí, reserva algo de tiempo para ver algunos de los monumentos más importantes de la ciudad como La Torre de los Clérigos, en la que tendrás que subir más de 200 escalones pero podrás ver Oporto desde una perspectiva única, o la Librería Lello, a escasos metros de la torre y conocida en el mundo entero por aparecer en las películas de Harry Potter.
Por último y si hacéis noche en esta ciudad, es recomendable que vayáis a visitar alguna de las bodegas en las que se elabora el conocido vino de Oporto y participéis en una cata.

Nazaré
A unos 100km de Lisboa se encuentra esta villa de la Costa de la Plata en la que modernidad y tradición se funden a la perfección. Sus playas son muy populares entre los surfistas por la dimensión de sus olas, tanto que en 2011, el surfista hawaiano Garrett McNamara coronó una ola de 23,77 metros en la Praia do Norte batiendo el Récord Guinness. Así que, si buscas iniciarte en el surf, ésta es una buena ocasión para probar tus habilidades sobre la tabla.
Si eres de planes más tranquilos, ¡no te preocupes! Nazaré es capaz de llevarte a otros tiempos en los que los pescadores trabajaban con sus manos y las mujeres arreglaban las redes con una habilidad sorprendente. Para lo que no hay excusas es para subir a Sítio da Nazaré: las vistas panorámicas de la playa merecen la pena.

Pinache
Más allá de las murrallas del siglo XVI que rodean parte de la ciudad, se extienden las playas de Peniche, famosas desde hace décadas entre los surfistas. De hecho en Peniche se celebran concentraciones anuales de surf y es fácil ver olas impresionantes (de más de 4 metros) en playas como Supertubos o Lagide. Si te pica el gusanillo del surf siempre puedes preguntar en alguno de los numerosos surfcamps de la isla y tomar algunas lecciones.
A parte de los deportes acuáticos, sin duda uno de los atractivos principales de Peniche son las Islas Berlengas. Llegar a esta reserva natural desde Peniche es fácil, sólo tienes que coger el ferry (Viamar), lo difícil será olvidarse de los paisajes naturales de la que se considera la primera Reserva de la Biosfera.

Casccais
El lema de Cascais es «Ven por una razón, quédate por muchas». Con una promesa así, ¿quién puede resistirse a parar en esta villa portuguesa a sólo 25km de Lisboa?
Cascais fue, a principios del siglo pasado un refugio de la jet-set portuguesa y aún hoy se considera una de las zonas más caras del país. Si queréis daros un capricho en el viaje comiendo en restaurantes de lujo, juagando al golf, viendo en GP de Motociclismo o apostando en el casino, éste es el lugar.

Lisboa
¡Bienvenidos a la capital! Lisboa no sólo marca el ecuador de vuestro road trip, sino que es la parada perfecta para recargar las pilas y descansar al menos un par de noches.
Una forma práctica de conocer la ciudad es subirse al tranvía: el Elétrico 28 es un monumento en sí mismo y os mostrará muchos de los rincones emblemáticos de la ciudad. Además es interesante visitar la Torre de Belem, una de las 7 maravillas de Portugal, el Monasterio de los Jerónimos y el Parque de las Naciones, donde se celebró la Expo ’98.
Cuando se haga de noche habrá llegado el momento de acercarse al Barrio Alto, sus calles llenas de bares y gente son el lugar perfecto para conocer a los lugareños y tomar una cerveza. ¡Ah! Y antes de iros tenéis que subir al Castillo de San Jorge, sólo aquí tendréis Lisboa a vuestros pies.

Sagres
Antes de llegar a esta pequeña localidad, pasaréis por playas que bien merecen una parada: Praia da Amoreira, Praia da Arrifana y Praia do Amado. ¡Más vale que tengas batería en la cámara porque los paisajes rojizos de esta última son únicos!
Una vez en Sagres, a parte de surfear en sus playas lo interesante es ir hasta Cabo de São Vicente. Aquí es donde termina el Golfo de Cádiz y donde hoy hay un faro, en la época de los romanos había un santuario al dios Saturno.

Faro
Es el lugar perfecto para despedirse de Portugal. Aunque el Algarve es una de las zonas más turísticas del país, nadie puede negar la belleza de sus paisajes y especialmente de sus playas.
Además, después de haber recorrido más de 500km, os merecéis unos días de no hacer nada. El plan puede ser visitar La Praia da Marinha, una de las 100 playas más bonitas del mundo según la Guía Michelin y pasar ahí el día haciendo snorkel. Después podéis reponer fuerzas con una Superbock fresquita.
Si queréis escapar de los turistas y nos guardáis el secreto, Praia da Barreta es una de las menos frecuentadas del Algarve y por tanto una de las mejor conservadas.

Reponer fuerzas

Francesinha

Sin duda es el carburante que necesita tu cuerpo para comenzar esta aventura. La francesinha es un plato típico de Oporto y es una especie de sándwich con varios tipos de embutido, un filete, huevo frito, queso gratinado por encima y bañado en una salsa picante hecha con cerveza y tomate. Prueba esta bomba tan calórica como deliciosa en Café Santiago y Lado B Café.

francesinha-porto

Café Martinho da Arcada

En la Praça do Comércio 3 se encuentra el lugar donde Fernando Pessoa escribía poesía a golpe de pluma y absenta. Fundado en 1782, es el café más antiguo de Lisboa y el lugar perfecto para probar el bacalhau à brás.

martino-portugal

Información útil para viajar

  • Para conducir en Portugal lo más importante es tener el carnet de conducir en vigor y ¡que te acuerdes de meterlo en la maleta! Los viajeros del espacio europeo pueden utilizar sus carnets de conducir en Portugal y sólo los de fuera de la Unión Europea deberán llevar, a parte de su carnet, una licencia internacional de conducción que debe expedir su país de origen.
  • Circular en Portugal es bastante similar a circular en España. El límite de velocidad en las autopistas es de 120 km/h, en las carreteras convencionales es de 90 km/h y dentro de las ciudades no se pueden superar los 50 km/h. - Es importante que hagáis turnos para conducir y que si paráis para tomar una cerveza lo hagáis con moderación, puesto que el límite de alcohol permitido es del 0,05%.
  • En caso de que te sancione la policía, pueden exigirte el pago inmediato de la multa.
  • En Portugal existen peajes sin barreras que requieren de un dispositivo electrónico para realizar el pago, parecido al ViaT español. Si estás conduciendo por Portugal y encuentras una señal en la que pone electronic toll only, significa que estás a punto de entrar en una autopista por la que sólo deben circular coches de peaje electrónico.
  • Si vas hasta Portugal en coche, es recomendable poner gasolina antes de pasar la frontera ya que el litro de gasolina es 0.30€ (aprox.) más caro en Portugal.

faro-portugal

Mapa

¡Empieza a visualizar tu viaje!

portugal

Cuándo ir

Te desvelamos cuál es la mejor época para hacer este roadtrip por Portugal. ¡Toma nota y comienza a preparar tu viaje!

porto1 porto2

¿Te han entrado ganas de viajar?

Descubre las mejores ofertas para volar a Oporto, en Portugal

Buscar Vuelos

header-ireland

Información sobre la ruta

Imagina el "road trip" perfecto. Seguro que tiene carreteras que se abren paso entre paisajes dignos de un documental de National Geographic, paradas con vistas panorámicas y experiencias en lugares únicos a los que sólo se puede acceder en coche. ¡Así es un viaje en coche por Irlanda! En esta ruta podrás ver los acantilados contra los que rompe el Atlántico, cruzarás verdes praderas entre vacas y ovejas y contemplarás castillos capaces de llevarte atrás en el tiempo. Todo esto te espera en la línea que separa los condados de Donegal y Cork y bordea la salvaje costa atlántica conocida como el "Wild Atlantic Way".

  • Punto de salida: Donegal
  • Punto de llegada: Kinsale
  • Duración: 10/12 días
  • Recorrido: 530 km

Para llegar a Irlanda tienes tres opciones de aeropuerto: el de Dublin, el de Cork, el Aeropuerto de Irlanda Oeste Knock y el de Shannon, al oeste de la isla. Para empezar el viaje, te recomendamos el aeropuerto de Dublín, ya que es el que tiene más tráfico aéro por lo que hay mejores conexiones desde España y vuelos con precios más competitivos. Para la vuelta, al terminar la ruta en Kinsale, la mejor opción es tomar el avión en Cork. Algunas aerolíneas con vuelos directos a Dublín son: Ryanair, Iberia y AerLingus.

donegal-ireland

Paradas recomendadas


Donegal Town
¿Sabías que Donegal, Dun na nGall en gaélico, significa «fortaleza de los extranjeros»? El origen del nombre se remonta a la época vikinga, lo que te da una pista de lo que encontrarás aquí: paisajes e historia. El mismo castillo de Donegal y las ruinas franciscanas son muestra de ello. Si has olvidado meter un jersey en la maleta o quieres llevarte un recuerdo, adéntrate en las calles de la ciudad y hazte con una de las múltiples piezas de artesanía moderna y tradicional que encontrarás en los escaparates de las tiendas.

Mullaghmore Head
Entre los condados de Donegal y Sligo encontrarás infinidad de playas en las que rompen las olas salvajes del Atlántico, pero si vas a por todas, tu lugar está en Mullaghmore Head. Consejo viajero: las mejores olas se producen en el mes de marzo.

Achill Island
Ya en el condado de Mayo, cruza el puente hasta la isla de Achill. Aquí encontrarás pueblos abandonados e increíbles playas desiertas, (¡sí, desiertas de verdad!) en las que el verde de los acantilados llega hasta el mar.

Connemara National Park
Oscar Wilde describió este parque natural como «belleza salvaje», así que si después de Westport queréis retomar los paisajes y el contacto directo con la naturaleza, ésta es vuestra parada. Las actividades aquí son infinitas, desde dar paseos en poni hasta adentraros en la bahía de Killary (Killary Harbour) donde veréis delfines, haréis excursiones en kayak y comeréis mejillones. 

Acantilados de Moher
120 metros de altura, el rumor de las olas, la brisa del Atlántico… ¡La parada en los acantilados de Moher es obligatoria! Se tiene que pagar entrada, pero realmente vale la pena sólo por ver los paisajes de este paraje protegido por la UNESCO. Una vez aquí, puedes hacer excursiones por libre de 2-3 horas o contratar un tour.

Limerik
Es la tercera ciudad más poblada del país y todos los rincones de la ciudad vieja hablan de su historia pasada y de sus origenes vikingas. No te pierdas Kings Island, el centro donde se encuentran las principales atracciones turísticas como el Castillo del King John.

Loop Head
Conducir por esta zona es conducir entre contrastes. La hierba se extiende hasta el final de los acantilados, enormes rocas grises contra las que chocan las olas del océano. Es un buen resumen de lo que es el Wild Atlantic Way. Consejo viajero: subid al faro para tener unas impresionantes vistas panorámicas desde Kerry hasta los acantilados de Moher. 

Old Head of Kinsale
Lo mejor de todo son las historias que abundan en esta región. Como ex puesto de comercio de vikingos, Kinsale jugó un papel clave en la historia irlandesa. En 1601 la zona fue asediada cuando las tropas españolas entraron en el puerto. Y en 1915 se produjo la dramática noche en la que el transatlántico Lusitania fue hundido por un barco alemán cerca del Old Head de Kinsale.

Reponer fuerzas

Marisco Fresco

Si eres de los que espera las Navidades con ansia para ponerse las botas a base de marisco, la bahía de Donegal te parecerá el paraíso.

Westport Festival of Food and Music

Cada año a finales de junio se celebra este festival en el que podréis sumergiros en el auténtico ambiente irlandés. Además, tiene lugar en la Westport House, una imponente casa residencial del siglo XVIII habitada actualmente por el marqués de Sligo.

Linnane’s Lobster Bar.

En el muelle de New Quay, cerca de los acantilados de Moher, se encuentra este restaurante que lleva ni más ni menos que 300 años sirviendo marisco y pescado fresco. ¡La experiencia es un arte!

westport-house-ireland-2

Ostras

Si estáis en Galway a mediados de septiembre seguramente topéis con el Galway International Oyster and Seafood Festival. Preparad vuestros baberos porque todas las especialidades culinarias elaboradas con ostra y el marisco de la zona harán que se os caiga la baba.

Kinsale Gourmet Food Festival

Se organiza cada año en Octubre y casi siempre las entradas se agotan. Así que si te apetece degustar langosta, cangrejos, gambas, quesos artesanales y carnes, además de mucho más, lo mejor es reservar con antelación. Si te consideras un "foodie", este es un festival que realmente no puedes perderte.

kinsale-ireland

Información útil para viajar

  • La primera duda importante que surge al alquilar un coche en Irlanda es, ¿sabré conducir por la izquierda? La respuesta (optimista y sincera) es: ¡sí! Tienes que tener en cuenta que sólo cambia la ubicación del volante y de la palanca de cambios, los pedales están en el mismo orden, por lo que sólo es cuestión de acostumbrarte. Seguro que al principio te llevarás algunos golpes en la mano derecha porque instintivamente querrá cambiar de marcha, pero pronto pasará. En relación al cambio de marchas, si crees que se te puede hacer complicado hacerlo con la izquierda, siempre puedes alquilar un coche automático. Lo único que te recomendamos es que extremes la precaución en las rotondas y las incorporaciones a la carretera, ya que al principio es común acercarse demasiado al lado izquierdo de la calzada. ¡Hacer unas prácticas forma parte de la aventura!
  • Normalmente, la señalización tanto en la carretera como en el coche está en km/h, pero puede que te encuentres alguna en millas. Recuerda que 1 milla son 1.6 km.
  • En la República de Irlanda, los nombres de las carreteras empiezan por letras. Así, las autopistas comienzan con la letra "M", las carreteras nacionales llevan delante una "N" y las regionales una "R".
  • Los límites de velocidad son similares a los españoles: en autopista se puede circular a 120 km/h o 75 millas/hora como máximo. En las carreteras nacionales la velocidad máxima es de 100 km/h o 60 millas/hora y en las regionales el límite es de 80 km/h o 45 millas/hora.
  • En cuanto a los permisos, para conducir en Irlanda sólo necesitas el carnet de tu país en vigor, no se requiere de ningún permiso especial.
  • El tiempo lluvioso de Irlanda no es un mito. Tenlo en cuenta antes de organizar la ruta y cuenta con unos días extra por si la lluvia hace imposible la conducción.

irlanda

Mapa

¡Empieza a visualizar tu viaje!

irlanda

Cuándo ir

Te descubrimos cuál es la mejor época para hacer este roadtrip. ¡Toma nota y comienza a preparar tu viaje!

dublin1 dublin2

Te han entrado ganas de viajar?

Descubre las mejores ofertas para volar a Dublín, en Irlanda

Buscar Vuelos