El tren de Darjeeling, uno de los mejores espectáculos del mundo en un ferrocarril

Publicado el 26/01/2011 No hay comentarios

eDreams,

En la India los lugares de interés para visitar son innumerables. Los hay de interés artístico y cultural, centros religiosos y de meditación, parques nacionales protegidos o playas y montañas con instalaciones deportivas y de ocio. ¿Pero que mejor forma de ver esta amplia oferta que a través de un tren? Como cada semana te ofrecemos una nueva ruta a través de este medio de transporte.

Nos situamos en Daarjeeling, una región de colinas en el estado de West Bengal (al este de la India), zona de creciente atractivo turístico poblada por tribus de las zonas vecinas de West Bengal, Nepal, Sikkim, Tibet y Bhután.

Además, éste es uno de los pocos lugares de la India desde el cual se ve con claridad el Everest. Allí, en ese lugar conocido por la película de Adrien Brody “Viaje a Daarjeeling”, y por su té, el más famoso del país, comenzamos nuestro particular recorrido a través del ‘Toy Train de Darjeeling’, nombrado Patrimonio de la Humanidad en 1999.

tren de Darjeeling

La salida se produce en New Jalpaiguri a las 08:30 o a las 09:00, ya que son dos los únicos trenes que circulan a diario por esa línea. Después tenemos por delante algo más de siete horas de trayecto con alguna que otra curva, en las que podremos ver lugares exóticos y paisajes inimaginables.

Desde las llanuras de Bengala, pasaremos por Chunbathi, continuaremos por el paso sobre el puente de hierro levantado del río Mahanudda, afluente del Ganges, para llegar a la estación de Rungtong, donde nos encontraremos con el tramo más complicado del recorrido. Y es que antes realizar la parada en Thindaria ascenderemos por una pendiente de 52 metros de altura. Increible, sin duda. Desde ahí arriba podemos ver el Agony Point, Punto de la Agonía, el lugar más famoso de toda la línea y uno de los más fotografiados. Precipicios interminables, cascadas, ríos, etc. Todo un lujo para nuestros ojos.

Dejaremos atrás Ghum, el punto más alto del recorrido, 2.258 metros, donde podremos observar la tercera cumbre más alta del mundo, el Kanchenjunga y finalmente llegaremos a Darjeeling, a más de 2.000 metros de altitud rodeados de aire puro y frescor para poder tener una experiencia plena de relax.

budistas